IBA Capital compra el complejo de oficinas de Glòries por 120 millones

Siguen sucediéndose las inversiones inmobiliarias en el distrito [email protected] de Barcelona. La gestora IBA Capital Partners ha adquirido a Blackstone el complejo de oficinas que hay en el centro comercial Glòries por 120 millones de euros

El gigante inversor Blackstone ya ha encontrado comprador para los edificios de oficinas que posee en la Plaça de les Glòries, en las plantas superiores del centro comercial propiedad del grupo Unibail-Rodamco-Westfield. El fondo americano contrató hace unos meses a las consultoras Savills Aguirre Newman y a CBRE para sacar este activo al mercado, en una operación que se inscribe dentro de su habitual política de rotación de activos.

Blackstone se convirtió en propietario de este inmueble en 2018, tras lanzar una oferta pública de adquisición (OPA) sobre la socimi Hispania, en una operación que valoró a este grupo inmobiliario español en cerca de 2.000 millones. Hispania, a su vez, había comprado el complejo de Glòries en 2014 a General Electric Real Estate.

En su día, Hispania pagó 40 millones de euros por este activo, pero ahora la cifra se ha triplicado, ya que, según las fuentes consultadas, IBA Capital pagará 120 millones a Blackstone. Cuando Hispania anunció la operación hace siete años, se habló de la compra de 18.500 metros cuadrados de superficie destinada a oficinas y ahora IBA ha comunicado la adquisición de aproximadamente 21.500 metros cuadrados repartidos entre tres edificios. Estos inmuebles tienen fachada en la Gran Via, en la calle Ciutat de Granada y en la Avenida Diagonal, ya que la parte orientada a la Plaça de les Glòries la ocupa el centro comercial.

IBA Capital subraya que el 85% de la superficie del complejo de oficinas está ocupada, por empresas como Sage, Kin, Kyocera o Gore-Tex y también por el Ayuntamiento de Barcelona, que es uno de los inquilinos históricos del edificio, construido en 1995.

Esta gestora inmobiliaria española ha efectuado esta inversión en alianza “con un inversor institucional de Oriente Medio”, aunque su identidad no ha trascendido. Se trata de la segunda inversión que IBA efectúa en Barcelona: el grupo es también propietario del macrolocal que ocupa Primark en la confluencia de Plaça Catalunya con La Rambla. Fundada por Thierry Julienne y Jesús Valderrama, IBA Capital se define como una gestora de fondos inmobiliaria independiente que efectúa las inversiones conjuntamente con otros fondos. Desde su nacimiento en 2013 ha efectuado operaciones valoradas en 2.000 millones, con una cartera que suma 300.000 metros cuadrados de superficie alquilable, entre oficinas, sedes corporativas y locales comerciales emblemáticos.

Según la firma, la compra del complejo de Glòries forma parte de su estrategia de apostar por activos “de alta calidad en ubicaciones consolidadas” y con una “moderada relación riesgo-rentabilidad”.

Para el director del segmento de oficinas de Savills Aguirre Newman en Barcelona, Carlos Bajo, esta operación “pone de manifiesto la rápida recuperación del mercado de inversión” en la capital catalana, “con una apuesta clara por el distrito [email protected], donde se ha transaccionado el 94% del volumen total” en el primer trimestre del año.

Según la consultora CBRE, durante el primer trimestre del año se han cerrado once grandes transacciones que suman una inversión de 441 millones de euros. Esta cifra supone un crecimiento del 5% respecto al mismo trimestre de 2020, justo cuando la pandemia acababa de empezar y el mercado todavía no era consciente de la crisis que estaba llegando. El 45% corresponde a inversiones en edificios de oficinas tanto en funcionamiento como en construcción y el 50% en inmuebles destinados a residencias de estudiantes o viviendas en régimen de alquiler. El [email protected] ha concentrado las operaciones, con inversiones efectuadas por fondos como DWS, Commerzbank, MetropolisVStudent.