Cinemes Verdi
Entrada principal de los Verdi, en el barrio de Gracia.

Los Cines Verdi se alían con Samsung para lanzar dos canales de televisión

La cadena del grupo A Contracorriente Films avanza en su estrategia para multiplicar las ventanas de exhibición y acercar sus películas al público

Ir a una sala de cine es la mejor opción para disfrutar de una buena película, pero las empresas del sector deben reinventarse para asegurar su futuro y llegar a nuevos públicos. Los Cines Verdi lideran este proceso de diversificación de su modelo de negocio, una tendencia que se ha acentuado como consecuencia de la pandemia y de la eclosión y generalización del consumo de películas y series a través de las plataformas de streaming.

Hace unos meses, los Verdi saltaron a Internet con el lanzamiento de Sala Virtual de Cine, una plataforma de pago por película que permite alargar el periodo de exhibición de los films cuando se retiran de la cartelera y a la que puede adherirse cualquier sala de cine de España. Ahora, la filial del grupo A Contracorriente Films se ha aliado con Samsung para poner en marcha dos canales de televisión que estarán disponibles en todos los televisores inteligentes o con conexión a Internet de la marca coreana de electrónica de consumo.

Los canales creados por Cines Verdi estarán alojados en la plataforma de contenidos gratuitos Samsung TV Plus. Concretamente, los cinéfilos podrán acceder al canal Cines Verdi TV y al canal Cine Feel Good Verdi TV, que ofrecerán de forma gratuita un extenso catálogo de películas de todos los géneros tanto de cine de autor, en el primer caso, como del denomidado cine feel good o para sentirse bien, una de las especialidades de la distribuidora A Contracorriente Films.

Los usuarios de Samsung Smart TV podrán acceder a estos canales por una doble vía: podrán seguir los contenidos que se ofrecerán de forma ininterrumpida durante 24 horas o a través de un servicio bajo demanda donde se podrá elegir en cualquier momento la película que se quiere ver desde el sofá de casa.

“Queremos acercar a los telespectadores una programación gratuita pero cuidada y seleccionada como vienen haciendo los Verdi desde hace más de 33 años; creemos que estos canales ofertarán un tipo de películas que no se encuentran en ninguno de los servicios existentes”, afirma Eduardo Escudero, director de la empresa Gestión de Contenidos Virtuales.

Los emblemáticos cines de la calle Verdi pertenecen a A Contracorriente Films desde 2014; la cadena opera también en Madrid y explota en conjunto 26 salas. El grupo A Contracorriente, con sede en Barcelona, facturó 26 millones de euros en 2019 y está considerado como la principal distribuidora de cine de capital español.