Los emprendedores Eric e Iván Nikolic, fundadores de Last.app.
Los emprendedores Eric e Iván Nikolic, fundadores de Last.app.

La ‘startup’ Last.app, plataforma de gestión para restaurantes, capta 2,2 millones

El desenvolupador de software per al canal Horeca, amb seu a Barcelona, ​​creixerà per ampliar els seus productes i funcionalitats i contribuir a fer que qualsevol restaurant pugui competir al mateix nivell que una multinacional

Last.app, la startup que desarrolla y comercializa software para facilitar la actividad de los negocios del sector de la hostelería (restaurantes, cadenas de restaurantes, dark kitchens) ha cerrado una ronda de financiación de 2,2 millones de euros.

Con sede en Barcelona y creada por los emprendedores Eric e Iván Nikolic, ex desarrolladores en Glovo, la plataforma impulsará su crecimiento en España, para posteriormente abordar los mercados internacionales. La fase de expansión se centrará en el desarrollo de nuevos productos y funcionalidades de las herramientas que actualmente comercializa.

Los hermanos Nikolic quieren consolidarse como proveedores del sector de la hostelería en todos sus ámbitos y para todo tipo de establecimientos, de manera que ofrecen al conjunto del sector los programas y procedimientos necesarios para que cualquier restaurante pueda competir al mismo nivel que una multinacional. Para conseguirlo, reforzará las áreas de tecnología, servicio al cliente, ventas y márketing.

Las dark kitchen
Las dark kitchen se han convertido en una pieza clave de las entregas a domicilio.

La ronda de financiación ha sido liderada por All Iron Ventures —fondo promovido por Jon Uriarte y Ander Michelena, fundadores de Ticketbis—, con participación del fondo de capital riesgo portugués Bynd y business angels de referencia en España. La operación  ha permitido también que emprendedores como Hugo Arévalo, cofundador de ThePowerMBA; Iñaki Ecenarro, cofundador de Trovit; Albert Armengol, cofundador de Doctoralia, y Gonzalo Manrique, cofundador de Ironhack, se impliquen en la compañía.

Los impulsores de Last.app confían en la revolución de la industria de la hostelería para que los restaurantes puedan transformar su forma de operar, automatizar procesos y hacer su actividad diaria de una manera más sencilla. Todo ello con herramientas tecnológicas punteras, a un precio competitivo y de una forma flexible.

Sus herramientas, según la compañía, alcanzan la gestión global de los establecimientos y las marcas con funcionalidades para aspectos como pago TPV, integrador de delivery, tienda online, reservas, gestión de flotas o marcas virtuales, entre otras.