Jordi Bedmar

La Generalitat invertirá 32.000 millones en la recuperación económica y social con el foco en la digitalización y la transición ecológica

Se fijan 20 grandes proyectos de país estructurados alrededor de una serie de ejes prioritarios: la Economía para la vida, la Digitalización, la Sociedad del Conocimiento y la Transición energética. El ejecutivo estima el coste de la reconstrucción en 31.765 M€, de los que se prevé invertir 2.760 M € en el ejercicio 2020
E

l Gobierno de la Generalitat ha aprobado el Plan para la reactivación económica y protección social, un documento que recoge hasta 20 grandes proyectos para dar una respuesta efectiva y transversal a la crisis derivada de la COVID-19 en Cataluña, y que fija la estrategia de reconstrucción del país para los próximos años. El plan cifra el coste total de la recuperación en 31.765 M €, y engloba tanto medidas vinculadas a la gestión directa de la crisis como grandes actuaciones de carácter estratégico que se desplegarán en un horizonte a medio y largo plazo.

El documento es el resultado de los trabajos desarrollados en las últimas semanas por la Comisión para la elaboración del Plan para la Reactivación Económica y Protección Social como consecuencia de la crisis de la COVID-19 (CORECO), y muestra el compromiso del Gobierno hacia tres objetivos esenciales: reforzar el estado del bienestar y la capacidad productiva de Cataluña; reducir las desigualdades sociales acentuadas por la pandemia y acelerar la transición hacia un modelo económico más sostenible y resiliente. Es por ello que en la base del plan se sitúan la Agenda 2030 y los Objetivos de Desarrollo Sostenible (ODS) de Naciones Unidas, así como el Pacto Verde Europeo (European Green Deal) y la Estrategia Digital Europea (Digital Europe).

El Plan de reactivación muestra la capacidad innovadora y de transformación del sector público, a través de una veintena de grandes proyectos que contienen hasta 145 actuaciones específicas.

El vicepresidente del Gobierno y consejero de Economía, Pere Aragonès, ha subrayado que el plan “prevé la movilización de recursos más grande de la historia contemporánea de Cataluña, 31.765 millones para implementar 20 proyectos para superar las desigualdades y hacer un país mejor”.

En cuanto a la financiación del plan, el vicepresidente ha explicado que para llevarlo a cabo “se cuenta con los recursos provenientes de la repriorización del presupuesto que ya están haciendo los departamentos, con el fondo Covid estatal y con el fondo de reactivación europeo aprobado esta madrugada. “Cataluña está preparada para poner todos estos proyectos a disposición de los recursos que lleguen; cada paso adelante que hace Europa, Cataluña también lo hace “, ha remarcado. Aragonès también ha subrayado que la puesta en marcha de estos proyectos requerirá aumentar la capacidad de endeudamiento, y en este sentido se ha referido al Acuerdo Nacional de Bases para la Reactivación firmado ayer con los sindicatos CCOO y UGT y las patronales Fomento del Trabajo y Pimec, el cual incluía la reclamación al Estado de elevar el actual objetivo de déficit hasta el 1% del PIB.

RECONSTRUCCIÓN DE CATALUÑA EN TORNO A CINCO EJES

El Plan de reactivación muestra la capacidad innovadora y de transformación del sector público, a través de una veintena de grandes proyectos que contienen hasta 145 actuaciones específicas. Una parte importante de estas actuaciones se vincula a la gestión inmediata de los efectos de la pandemia, a fin de seguir garantizando las prestaciones del sistema de salud y asistencial y proteger la economía productiva. Junto con la gestión de la crisis a corto plazo, el documento prevé la puesta en marcha de grandes planificaciones que abordan cuestiones estratégicas para el país, como la transformación del modelo agroalimentario, la lucha contra el cambio climático o la movilidad sostenible, y que implementarán en diferentes fases en un horizonte que, en el caso de algunos proyectos, abarca las próximas dos décadas.

Los proyectos se agrupan en torno a cinco ejes que dibujan el modelo social, económico e institucional hacia el que debe avanzar Cataluña en la próxima década:

ECONOMÍA PARA LA VIDA (65 Actuaciones)

La crisis sanitaria ha puesto de manifiesto la necesidad de avanzar hacia una economía al servicio de las personas, que provea a los ciudadanos de salud, cuidados, alimentos, educación social, vivienda y cultura. El eje 1 incluye los siguientes proyectos:

  • Plan de fomento de la innovación en salud.
  • Bioeconomía y transformación del sector agroalimentario, forestal y marítimo.
  • Calidad asistencial con garantías y reconocimiento a las profesionales.
  • Reactivación del consumo, mantenimiento de oferta productiva.
  • Inclusión social, acompañamiento, autonomía e integración laboral.
  • Cultura: base del bienestar y la economía creativa.

DIGITALIZACIÓN (16 Actuaciones)

Las herramientas digitales han permitido mitigar el impacto económico y social de la pandemia, pero hay que consolidar y ampliar los avances hechos en los últimos meses. Así lo manifestado la Comisión Europea, que fija la transición digital como uno de los pilares de la recuperación. El eje 2 incluye los siguientes proyectos:

  • Plan de Educación Digital de Cataluña.
  • Digitalización de los sectores productivos y competencias digitales.
  • Territorios, ciudades inteligentes.
  • Tecnologías digitales avanzadas.

TRANSICIÓN ECOLÓGICA (19 Actuaciones)

La reactivación económica debe ser compatible con la neutralidad climática, y por ello es necesario disponer de infraestructuras de energía renovable y apostar por una economía circular, reforzando las medidas de eficiencia energética y movilidad sostenible. El eje 3 incluye los siguientes proyectos:

  • Acción climática.
  • Automoción y movilidad sostenible.
  • Economía circular.
  • Vivienda y eficiencia energética.

SOCIEDAD DEL CONOCIMIENTO (35 Actuaciones)

Los efectos de la COVID-19 han hecho más visible que nunca el papel central del conocimiento y la formación en la estrategia de reconstrucción, tanto en lo referente al desarrollo de soluciones innovadoras en el ámbito sanitario como a la hora de reconducir las carreras profesionales los trabajadores de los sectores más afectados por la crisis. El eje 4 incluye los siguientes proyectos:

  • Investigación y fomento de la innovación.
  • Excelencia del sistema universitario.
  • Garantías al derecho subjetivo de la empleabilidad de las personas.

ACTUACIONES TRANSVERSALES (10 Actuaciones)

La experiencia de la última recesión económica muestra que las crisis no golpean a todos de la misma manera. La estrategia de reconstrucción de Cataluña pasa por conseguir una economía más robusta, competitiva y abierta, pero que a la vez garantice la equidad y la igualdad de oportunidades. El eje 5 incluye los siguientes proyectos:

  • Internacionalización de la economía.
  • Igualdad de género.
  • Financiación de proyectos estratégicos.

2.760 M€ DE IMPACTO ECONÓMICO EN 2020

El coste total de implementación del plan, incluyendo las medidas de gestión para la reactivación y las de carácter estratégico, se sitúa en 31.765 M€, de los que se prevé invertir 2.760 M€ en 2020. Entre las actuaciones que activarán en los próximos meses, se incluyen las siguientes:

En paralelo al plan de reactivación, que se refiere a las inversiones en el ámbito económico y de la cohesión social, el Gobierno sigue trabajando para reforzar el resto de pilares del estado del bienestar. En este sentido, insiste en exigir resolver la infrafinanciación crónica, cifrada en 5.000 millones de euros, que padece el sistema de salud catalán.

¿QUÉ ES LA CORECO?

La Comisión para la elaboración del Plan para la Reactivación Económica y Protección Social como consecuencia de la crisis de la COVID-19 (CORECO) es el órgano creado por el Gobierno de la Generalitat para articular la respuesta del sector público a los retos económicos y sociales derivados de la COVID-19.

La Coreco se creó el pasado mes de mayo, y sus trabajos se han centrado en dos ámbitos:

  • La primera, de carácter operativo, ha consistido en analizar los efectos de la pandemia y poner en marcha de actuaciones de emergencia para minimizar el impacto de la crisis.
  • La segunda incluye actuaciones de carácter estratégico y con un horizonte temporal más amplio, orientadas a estimular los sectores con mayor capacidad de crecimiento, acelerar la creación de empleo y avanzar hacia un desarrollo más sostenible y justo. En esta segunda línea de trabajo se enmarca la redacción del Plan de reconstrucción.