vacas en la montaña
La industria de la carne lidera las exportaciones.

Récord de exportación de alimentos catalanes gracias al éxito del sector cárnico

Con un crecimiento del 6,6% a pesar de la pandemia, Catalunya supera a Andalucía y consigue alcanzar por primera vez los 11.000 millones de euros en ventas internacionales de productos alimenticios

La demanda internacional de cerdo y, especialmente, los pedidos que llegan desde China, sigue impulsando con fuerza el sector porcino catalán y, en consecuencia, el conjunto de las exportaciones de productos de alimentación. Catalunya se consolida así no sólo como una potencia alimentaria, sino que pasa a liderar también el ránking español de exportación de alimentos, arrebatando la posición que hasta ahora ocupaba Andalucía.

Según DataComex, la base de datos del comercio exterior europeo, Catalunya exportó en 2020 alimentos valorados en 11.435 millones de euros, una cifra que supone marcar un nuevo récord y que representa un crecimiento del 6,62% respecto al año anterior a pesar de la crisis de la Covid-19. El incremento en términos de volumen es similar, al situarse en el 6,95%. Según Prodeca, la empresa pública de la Generalitat dedicada a la promoción de los productos agroalimentarios catalanes, ningún otro sector económico logró el año pasado hacer crecer sus exportaciones.


Así, la agroalimentación se reafirma como uno de los motores de la economía catalana y, por primera vez, se sitúa como segundo sector económico exportador, por detrás de las semifacturas y por delante de los bienes de equipo. En 2019 ya se había logrado pasar por delante de la industria del automóvil. “A pesar de la Covid y la incidencia de las políticas proteccionistas de la Administración Trump o la incertidumbre del Brexit, el sector agroalimentario catalán demuestra su resiliencia”, enfatiza Prodeca. A pesar del Brexit, las empresas catalanas han incrementado un 2,4% las exportaciones en el Reino Unido durante 2020 exportando por un valor de 566 millones. Por el contrario, el impacto de las políticas proteccionistas de Trump ha representado una disminución de las exportaciones a Estados Unidos de un 10,58%, afectando especialmente al sector del vino (-10%) y al del aceite de oliva (- 24%).

El incremento del 6,62% es 2,34 puntos superior a la media registrada en España (4,29%) y permite que el peso de Catalunya sobre el total de exportaciones agroalimentarias del Estado se eleve ya al 21,53% del total.

Una explotación de vacas gerundense.

Asimismo, el 40% de todas las ventas en el exterior corresponden al sector cárnico, con una facturación de 4.592 millones de euros, un 13,90% más. En volumen de toneladas, el incremento de las exportaciones de carne ha crecido un 11,68%. De los diferentes subsectores, es el dedicado a la producción de carne de porcino el que ejerce de auténtica locomotora, con un crecimiento del 15% motivado por la fuerte demanda de China, que ya se ha convertido en el primer cliente de la carne de cerdo catalana, por delante de Francia —país que habitualmente había liderado las compras— y de Japón. Según Prodeca, el 56% de la tasa de variación anual de las exportaciones responde a la contribución del porcino.

 

En términos de valor, al generar el 26,7% de las ventas, el segundo grupo de alimentos más exportados son los englobados en la categoría de multiproducto, los también llamados fine foods. Con un valor de 3.054 millones, un 2% menos que en 2019, este segmento incluye a los fabricantes de pastelería, café, lácteos, confitería, frutos secos o mermeladas, entre otros.

En tercera posición figuran las exportaciones de frutas y hortalizas, con un valor de 965,86 millones. Los productos más exportados son los melocotones, las nectarinas, los cítricos y las manzanas y peras. Por detrás la carne, los fine foods y la fruta, se sitúan las ventas de aceite (713 millones, un 12,49% más) y el sector del vino y el cava, que cae un 10% en valor (522 millones) y un 2,45% en volumen. El cava representa el 53% del valor exportado.

Cavas y otros espumosos en un supermercado finlandés.

En Catalunya hay ahora 2.713 empresas agroalimentarias que exportan de forma regular. Lo hacen a más de 190 países, aunque la Unión Europea copa el 59% de las ventas, un 1,53% menos. Frente a este retroceso destaca el incremento del 21% experimentado por los países terceros y, en especial el impulso del continente asiático (+ 43%). En términos absolutos, Francia es el primer país importador del campo catalán (17% del total), seguido de China (14,9%), Italia, Alemania, Reino Unido y Portugal.

En los últimos diez años, las exportaciones agroalimentarias catalanas han crecido un 84,73% en valor y un 45,78% en volumen, lo que pone de relieve que el sector es competitivo por su valor añadido.